Páginas vistas en total

martes, 24 de noviembre de 2009

EXTREMOFILIA. LA CAPACIDAD DE SOBREVIVIR DE LOS SERES VIVOS



Hoy se cumplen 150 años de la publicaciónn del "Origen de las Especies". El genial Charles Darwin fue ante todo un gran observador, todo lo miraba y todo intentaba razonarlo, desde la exhuberancia de un bosque tropical a la desolación de las estepas patagónicas y lo hacia con la mirada miope de un sabio. Eso le llevo a conclusiones de las que hoy nos sentimos todos tan orgullosos. De sus observaciones en geología saco tesis para , mezcladas con sus conocimientos en biología, afirmar que la evolución era un proceso simple y fácilmente observable.
Le imagino sentado sobre sus pantalones de lana inglesa en el filo de una de las lagunas patagónicas, en concreto una que hay a varias millas de Carmen  en Bahía Blanca, sacando gusanos de la sal en la orilla, calibrando las onzas de sal, soportando el hedor del cieno sulfuroso y observando a los flamencos  como filtraban pequeños crustaceos (Artemia salina). Ya antes los había observado en Chile y Galápagos. Le imagino devanándose los sesos para intentar compreder como animales de esta calaña  eran capaces de sobrevivir en esas condiciones de extrema salinidad. De cómo ese putrefacta agua rojiza de las lagunas albergaba vida tanto en los inviernos frios como en la extrema sequedad del verano. Si cogemos el capitulo IV de su diario de a bordo del Beagle, le leeremos expresar "¡Bien podemos afirmar que todas las partes del planeta son habitables!. Lagos de salmuera o lagos subterráneos ocultos bajo montañas volcanicas, fuentes de aguas subterráneas minerales, las anchurosas y profudas extensiones del océano, las regiones superiores de la atmósfera y hasta la superficie de las nieves perpétuas, todo sustenta seres orgánicos." Darwin había puesto los cimientos de la Extremofilia o la capacidad de los seres vivos de vivir en los lugares más extremos.


El gran Darwin fue el pionero de estudios tan avanzados y recientes como los relacionados con la microbiología atmosférica. Esta rama de la microbiología es la encargada de ver la posibilidad de que existan microorganimos capaces de desarrollarse en condiciones muy extremas, como puede ser la ausencia de gravedad y/o de oxigeno, en definitiva, capaces de vivir en otros planetas en nuestro sistema solar o exteriores al nuestro.

Me imagino a Darwin mirando a la luna en sus noches solitarias de la Patagonia y preguntándose que ser vivo podría vivir allí. 150 años después, la ciencia esta intentando darle respuestas.

4 comentarios:

  1. la ciencia y algún que otro humano que ya está habitando cerca de la luna. La película Master & Comander ofrece una imagen de una persona entusiasmada por el conocimiento de la naturaleza,al igual que Darwin, al igual que tu amigo !

    ResponderEliminar
  2. Amigo Jose Luis ud es un libro abierto, sinceramente aprendo mucho leyendo sus articulos, y viendo las fotos que publica en sus blogs.-

    ResponderEliminar
  3. amigo de la capacidad de observar nace la capacidad de contar, parese y mire que todo esta a su alrededor, lo de la fotografía es tener buena cámara

    una brazo

    ResponderEliminar