Páginas vistas en total

sábado, 24 de septiembre de 2011

BIRDWATCHING MONFRAGÜE (II). CÁCERES

Entramos en el Parque Nacional de Monfragüe por Navalmoral de la Mata con el objetivo de cruzarlo de norte a sur y hacer algunas paradas para observar las rica avifauna del parque, asi como programar una nueva escapada de viajes de ecoturismo y naturaleza.

Y nada más entrar, una grata sorpresa,  unas 70 parejas de  Cigüeñas Negras (Ciconia nigra) anidan en el parque pero en Septiembre ya se han marchado hacia África. Un ejemplar sobrevuela el bosque y se posa en un claro, desde luego un encuentro impresionante. Más tarde los guías del parque me explicaron que es un ejemplar anillado (la Choni le llamaron) que se ha hecho residente y que ya no migra. De todas formas merece la pena el avistamiento.

En las rañas cercanas a las carreteras, se ven las familias de ciervos ramoneandp, las hembras acompañadas de último retoño y receptivas ya en este nuevo otoño. Entre las encinas se ven sobrevolar bandos de Rabilargos (Cyanopica cianus). La verdad es que nunca tengo paciencia para forgrafiarlos, pero hoy me he esperado en un mirador a verlos bajar a comer migas del suelo y la he conseguido.

Pasada la junta de los ríos Tietar y Tajo y la presa,  se aparecen las grandes paredes de piedra y los miradores donde las rapaces y los carroñeros instalan sus nidos. En esas paredes como las del Salto del Gitano, están criando los Buitres Leonados (Gyps fulvus). En el video del enlace, les vemos aliméntando a sus pequeños. En esas misma rocas también tiene su nido otra carroñera, el Alimoche (Neophron pernopterus) y entre sus oquedades, se suele ver el Buho Real (Bubo bubo).  La siguiente parada es Villareal  de San Carlos donde está el centro de visitantes y podremos informarnos de senderos, visitas comentadas y lugares de avistamientos.

A partir de ahí, nuestro objetivo van a ser las rapaces y nos subimos hasta las crestas del Castillo de Monfragüe. Nos apostamos para perseguir con la mirada y los prismáticos el cielo. No pasa mucho tiempo cuando vemos planear un Águila Culebrera (Circaetus gallicus). Nos mira curiosa desde la altura. Nuestro objetivo tarda en llegar pero al final, ¡eureka! aparece aleteando por encima de la copa de unos pinos, instante, breve pero increíble encuentro, es el Águila Real (Aquila Crysaetos). La señora de los cielos españoles, nos deja tan rápida como llego pero en el silencio del monte, creímos oír su granznido poderoso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario