Páginas vistas en total

martes, 19 de agosto de 2014

TANZANIA (II) EL PUEBLO Y LA TIERRA MASAI: PATRIMONIO PARA CONSERVAR



La primera vez que viaje a Tanzania, conviví algunos días con el pueblo masai, de eso ya hace algunos años, el mundo ha cambiado, la tierra masai ha cambiado, los gobernantes de esas tierras han cambiado, nosotros hemos cambiado, pero el pueblo masai también ha cambiado con nosotros. De bien seguro que en el interior de la sabana deben quedar algunos masais nómadas que, como otras tribus, no quieren contacto con la civilización, pero deben ser los menos. Poderoso caballero don dinero. En esta escapada con Ecowildlife, de nuevo hemos pasado un rato con ellos.

La civilización occidental les enseño y les trajo muchas cosas buenas para su pueblo como la medicina para sus enfermos, la escuela para su niños, hoy muchos masais hablan inglés, y la adaptación a las nuevas formas y reglas de la ecología donde hombres y bestias compartimos un mismo ecosistema sin necesidad de exterminarnos unos a otros… ¿ o no?. Ya no salen en partidas de caza a eliminar leones porque el gobierno les paga el ganado que les matan los felinos, ya no necesitan los moranis probar su hombría matando un león…, ahora sus reglas han cambiado y con ellas se estan occidentalizando.

Visitar un village masai nos llevará a conocer sus costumbres, sus ritos, cantos y bailes; su modus vivendi, en una misma choza comparten vida bestias y personas; su gastronomía que ya no es solo a base de leche y sangre de vaca pero sobre todo su organización social, en eso no han cambiado, la mujer ocupa el último lugar de la escala de valores de sus sociedad, los niños cuando no estan en la escuela se pasan el día con las vacas en la sabana y los hombres, como no, holgazaneando a la sombra de los árboles o parando coches de turistas para dejarse fotografiar orgullosos de sus viejas heridas.

Pero también conoceremos la trastienda de su cultura, la artesanía barata que confeccionan para atraer al turista, sus “corte inglés” donde cada familia vende lo que puede, en fin algo fuera de lugar pero que es lo que les hemos llevado, hoy conseguir una vaca es cuestión de dinero, no de batallas e intercambios comerciales o “venta” de mujeres, hoy la vaca se compra con dólares y de eso…, los turistas tienen mucho. No obstante, las imágenes que conseguimos visitando este pueblo, que junto con sus costumbres aún no son considerados PATRIMONIO DE LA HUMANIDAD, por la UNESCO, son siempre impactantes y aunque ahora el gobierno tanzano les quiera echar de sus tierras, creo que deberían conservalos protegidos para que no desaparezca su cultura. Teneis más fotos en este enlace.

No hay comentarios:

Publicar un comentario