Páginas vistas en total

sábado, 20 de abril de 2013

ECOEXPEDICIÓN EN RUMANÍA: ETNOGRAFÍA


Hoy hablaré de las gentes que nos vamos a encontrar en Rumanía y en concreto en la zona de los Cárpatos donde pasaremos varios días. Antropología y etnografía deberían formar parte siempre de la maleta del viajero y eso es lo que vamos a intentar con este post.

Cuando recorremos la zona de los Cárpatos nos sorprende ver enormes carreteras, incluso autopistas sin apenas vehículos, carreteras que se han hecho con subvenciones de UE  pero que apenas se utilizas, sin embargo, cuando entremos en las carreteras y caminos locales veremos más animada circulación… ¡¡¡ de carros¡¡¡¡. Eso es lo que se encuentra el viajero que, en coche, recorre los montes Cárpatos por su lado rumano: carros de madera tirados por un caballo y en su interior gentes que de seguida nos recuerda a nuestros gitanos… y es que esta es la patria de los gitanos

Rumanía es la capital europea de esta etnia, con 2,5 millones de gitanos. Viscri, en el condado de Brasov, es una de las localidades con mayoría de gitanos.  En Sighisoara, o en Bran, la villa natal de Vlad Tepes –el personaje que inspiró el de Drácula– y que visitaremos, la madera sigue siendo,  el combustible que calienta la mayor parte de viviendas en Transilvania y  “los osos se pasean por las calles y entran en las casas, y hay que llamar a la policía para que los saquen del comedor” dicen sus ocupantes. Esta es la comarca que encontraremos y en ella, los gitanos que siguen viviendo como hace cuarenta años se vivía en España, la mayoría intenta emigrar a nuestro país y a otros y los que se quedan viven casi de las subvenciones y de lo que les envían sus hijos desde España.

Hay un libro fabuloso que retrata estas tierras y a sus gentes, los escribió un alemán y esta traducido por Salamandra.  Rolf Bauerdick, recorrió estas montañas durante meses y recogió sus vivencias en una. La tituló El día que la Virgen llegó a la Luna. La historia del libro comienza a finales de los años 50 en la aldea de Baia Luna, durante el régimen comunista de Ceaucescu. “Es un pueblo ficticio, pero tiene un poco de todos los que les voy a enseñar, y cosas de otros”, comenta Bauerdick. Pero sobre todo nos cuentas la convivencia de hasta cuatro grupos étnicos: rumanos, húngaros, alemanes –aquí llamados sajones– y gitanos, que mantienen conductas bastante endogámicas y que veremos durante nuestro recorrido en esta ecoexpedición de Ecowildlife.

No hay comentarios:

Publicar un comentario