Páginas vistas en total

lunes, 15 de septiembre de 2014

ESCAPADA. TERUEL (I). PLAZA DEL TORICO

Es difícil y cansado llegar a Teruel. Esta lejos de todo, pero como venimos viendo en esta escapada, una vez allí, merece la pena por sus muchas cosas. La provincia es muy hermosa como hemos visto por nuestro recorrido en la Sierra de Albarracin con los Monte Universales como guardián de ese hermosura. Pero hoy queremos parar en la capital, Teruel.

Y lo primero que nos llama la atención es la Plaza del Torico. Coqueta, porticada y llena de vida provinciana. De jóvenes estudiantes que fuman en esta mañana soleada de primavera, de parejas que toman algo en las minúsculas terrazas y de abuelas que pasean carritos de niños engalanados para recibir visitas. La Plaza del Torico, fue antiguamente plaza de mercado y se remonta a los orígenes de la ciudad. La fuente coronada por el animal data del siglo XVI aunque su historia se remonta al siglo XII en plena Edad Media. Durante la Reconquista llevada a cabo bajo el mandato del rey Alfonso II, se buscaba un asentamiento en la zona y los conquistadores soltaron un toro que vino a pararse justo debajo de una estrella y ahí comenzó a levantarse lo que hoy conocemos como Teruel. La estrella era Actuel y de Toro y Actuel , dicen que nació Teruel.

Además la Plaza y sus alrededores forman parte del Patrimonio de la Humanidad Mudéjar de Aragón, con la catedral y las torres de la ciudad como ejemplos claros. La torre de la catedral, la de San Pedro, la de la Merced, y los interiores mudéjares de la catedral forman parte de un rico patrimonio cultural. En la misma plaza también llaman la atención las  construcciones modernistas como la Casa Ferran, la Casa del Torico o  la Casa de Madrid, todas ellas datadas a principios del siglo XX.

No hay comentarios:

Publicar un comentario