Páginas vistas en total

jueves, 3 de septiembre de 2009

LA POESIA DE UN CLOWN.DANIELE FINZI

Hago un paréntesis en Kenia porque estos días ando por Madrid. Y como siempre voy de estreno en estreno.

Hoy quiero hablar de la poesía de un payaso, un clown, de los de antes. Sólo en el escenario. Finzi me hizo reír, llorar y emocionarme.

Nacido en Lugano -Suiza- hace 45 años, Daniele Finzi acumula más de 700 representaciones del monólogo "Ícaro". Finzi estuvo preso por objeto de conciencia en la cárcel imagino un mundo en libertad. "Compuse esta trilogía marginal durante mi periodo de vacaciones en la cárcel, y no fui demasiado original: estaba en prisión y escribía sobre escaparme", ha declarado entre carcajadas.

El nacimiento de "Icaro" se produce en 1983, mientras Finzi trabajaba en India con enfermos terminales, personas a las que sólo se les puede dar "un beso o una caricia". De regreso a Suiza, el artista concibió una obra basada en "la proximidad entre artista y público, la posibilidad de abrazar a los espectadores". Durante su espectáculo, Finzi nos explica la historia a un espectador que, elegido entre el público, sube al escenario. Los demás nos limitamos a observar, a ser voyeurs de lo que allí pasa.

El payaso quiere volar, escaparse del mundo donde vive, imaginar mundos mejores y transportarnos a ellos. Y lo hace como un payaso, con caídas, golpes, lágrimas pintadas, momentos de subrealismo y humor de butaca Y a fe que lo consigue. No os lo perdáis en el teatro Infanta Isabel de Madrid durante estos primeros días de Setiembre. Danielle Finzi hoy es un payaso solitario pero antes fue director del Cirque du soleil.

No hay comentarios:

Publicar un comentario