Páginas vistas en total

domingo, 23 de marzo de 2014

SENDERISMO: LA ALPUJARRA BLANCA. GRANADA

Hace un año pasee por las calles de esto bellos pueblos alpujarreños, esta vez he decidido caminar entre Capileira, Bubión y Pampaneira por las trochas y las sendas que surcan la montaña en la que se enclavan. Tres pueblos unidos por un río, el Poqueira que les da personalidad.

Partiendo de Capileria, a hora temprana por el calor, iremos ascendiendo levemente por la calle Real casas encaladas, olor a cafe mañanero y el agua que brinca entre las piedras de este verano húmedo.

El agua salta en cada rincón y tras las primeras curvas del sendero, surge la Iglesia de Nuestra Señora del Rosario del siglo XVI. En 1982  este conjunto de pueblos, fueron declarados Conjuntos Históricos. Pueblos blancos encalados en la montaña, chimeneas hiniestas de piedras y terrazas de pizarras. 

Tras una hora de recorrido llegamos a Bubión  por el Barrio Bajo y atravesamos el pueblo, no sin antes abastecernos de agua en la Fuente de la Hondera. Nos relajamos paseando por sus calles, ya con el sol que las va tostando  y los primeros lugareños caminando por las calles empinadas.

Nos marchamos buscando el polideportivo para enfilar hacia Pampaneira. Al salir del pueblo escuchamos un ruido que me llevo a varias décadas atrás en el pueblo de mis padres. "so mulo". Y efectivamente un labrador con un arado azuza a un mulo para rastrear la tierra.
Ahora ya vemos  Capileira y la silueta imponente del Veleta. Su nombre deriva de la palabra latina capillaris que significa cabecera, haciendo referencia a su situación elevada sobre el barranco. Una fuerte bajada nos lleva hasta el río Poqueira, entre cantos de pájaros, el vuelo de un águila calzada y el olor a platas aromáticas de la frescura de los arroyos que bajan.

Y a partir de aquí la cuesta que llaman "el reventón" y es que la trocha se empina duramente y tras casi una hora de ascensión llegaremos al pueblo, practicamente reventado. Ya en el pueblo recorremos las calles blancas, llenas de gentio y turistas que llegan y beberemos en sus aguas frescas y de sus fuentes constantes.
Salimos del pueblo viendo llegar más turistas y buscamos el Puente del Chiscal donde cruzamos a la otra orilla del Poqueira. Y ya vamos regresando por la otra parte del barranco buscando, tras seis horas de larga caminata el  origen de nuestra salida. El camino esta jalonado  robles y castaños componen un bosque que nos muestra cual es la vegetación natural de Sierra Nevada . Desde esta orilla apreciamos el  barranco sobre el que se encuentra Capileira, el Tajo del Diablo.

Pese a la calor, el paisaje alivia el cansancio y las vistas de la sierra a nuetra espalda de Sierra Nevada nos da paz.  Cruzamos el río de nuevo por el Puente de Bubión y ya no dejamos la senda hasta llegar a Capileira.

Otro post de esta escapada en http://laescapadadelturistaaccidental.blogspot.com/2010/08/un-rey-que-perdio-su-trono-en-granada.html

Y si quereis hacer este sendero hermoso no os perdais este sitio Viajesdemochila

No hay comentarios:

Publicar un comentario