Páginas vistas en total

lunes, 25 de junio de 2012

UNA ESPECIE MENOS: MURIO EL SOLITARIO GEORGES LA TORTUGA GIGANTE DE LA ISLA PINTA

El “Solitario George”, el último ejemplar que quedaba con vida de la especie de tortuga de la Isla Pinta ( Chelonoidis_nigra_abingdoni)  y uno de los iconos de las Islas Galápagos, ha sido encontrado sin vida hace unas horas en su corral del Centro de Crianza de Tortugas Terrestres Gigantes, en Puerto Ayora, en la Isla Santa Cruz sin que todabía se sepan las causas de su muerte.
Capturado en 1972 por unos cazadores de cabras, científicos ecuatorianos, en colaboración con homólogos de la Universidad de Yale, trataron durante décadas de que tuviera descendencia apareándolo con hembras de otras especies genéticamente cercanas procedentes del volcán Wolf y de la Isla Española, pero sus esfuerzos resultaron infructuosos y hoy con la muerte del Solitario George desaparece una especie más en nuestro planeta. Este día debería ser de luto nacional para la biodiversidad.

Se estima que el “Solitario George” tenía algo más de 100 años, una edad que las tortugas de su especie se considera que alcanzaban holgadamente, llegando en algunos casos a vivir hasta 2 siglos. Las causas de su fallecimiento se desconocen por el momento, pero la Dirección del Parque Nacional Galápagos ha comunicado que las harán públicas en cuanto efectúen la necropsia preceptiva. Tuve la ocasión de verlo en el año 2005 y si bien es cierto que estos gigantescos herpetos llaman más la atención por su tamaño que por la realidad de su especie, sentando en una piedra delante de él, te das cuenta cuan pequeños son comparados con la voracidad de nuestra especie capaz de exterminar a cualquier otra sin pensar más que en satisfacer sus necesidades. La Isla Pinta se quedo huérfana de tortugas hace ahora 40 años, hoy el mundo esta un poco más vacío.



No hay comentarios:

Publicar un comentario