Páginas vistas en total

miércoles, 18 de abril de 2018

MYANMAR(V): TEMPLOS DE BAGAN O EL DESGOBIERNO DE LA UNESCO


Hoy nos encontramos en Bagan y paseamos de forma ininterrumpida por sus templos abandonados. Dicen que es su época de mayor esplendor, llegaron a levantarse más de 10.000 templos budistas en esta antigua capital de Myanmar. Pero eso fueron otros tiempos cuando hindúes y mongoles combatían por este territorio y lo llenaron de gloria, cuando Marco Polo decía aquella célebre frase “Bagan es una de las señales más esplendidas de este mundo”. Después llegaron los militares durante el siglo XX y todo se vino abajo, ayudado en parte, y nunca mejor dicho, por los temblores de tierra. Bagan se haya encima de la fractura de la placa tectónica asiática y eso le hace mucho daño, incluidos sus templos de arcilla y cal.

Myanmar ha solicitado en diferentes ocasiones que este bien cultural que aquí se levantó entre los siglos X y XIII de nuestra era, en un momento de transición en la zona del hinduismo al budismo, sea reconocido como Patrimonio de la Humanidad como lo son sus homónimos los templos de Angkor de Camboya, por ejemplo. Pero la ONU nunca ha tomado en serio esta petición, increíble pero cierto. El organismo no pasa por alto que se hayan reconstruido templos de forma aleatoria sin ningún estilo y que muchos de ellos, dejen a la altura de una gran obra de arte la reconstrucción del Ecce Omo de Borja. Tampoco pasa por alto que los militares construyeran un campo de Golf y un hotel de 5 estrellas (por cierto, del hijo del jefe militar de aquellos tiempos) con un mirador sobre lo templos, en medio de una estepa de templos de los siglos X y XI. Pero lo que ya no se toma ni a broma ni a chiste (que es lo que parece en general la reconstrucción de esta zona por las autoridades locales) es que para esas reconstrucciones se hayan desplazados a los habitantes de esas zonas sin su consentimiento, permiso o indemnización, a golpe de porra y pistola.

No critica este artículo a la Unesco, ya que los únicos culpables de esta sin razón son los gobiernos militares que se atrevieron con ella entre los años 1990 y 2000, y también a los profesionales que se ofrecieron para la restauración sin conocimiento ni remordimiento, sustituyendo la madera por ladrillo, los estucos por ensoladas y las vigas de madera de los monasterios por simples cubiertas de zinc. Lo que critico es el escaso poder de este organismo que debería ser garante de nuestra memoria en todo el mundo. No tiene fuerza para obligar a respetar todo lo irrespetado, no tiene fuerza para establecer sanciones que obliguen a unos pocos a preservar algo que es de toda la humanidad, no tiene fuerza para decir bien alto que eso es de todos y que no pueden machacarlo como lo están haciendo…, y si no tiene fuerza, de que nos sirve.

Afortunadamente, algunos se han salvado de los falso arqueólogos y restauradores e incluso de los terremotos o al menos, no han sido muy afectados como el hermoso Ananda Phato, quizás el más bello de todos los templos pese que a su entrada se alza uno de los mercadillos de souvenirs más grandes de todo Myanmar.

Dos de los momentos más bellos en Bagan, además de recorrer los templos en bicicleta o motos eléctricas que se alquilan para el efecto o en carros tirados por caballos, es dejarse arrastrar por la luz del atardecer o el amanecer delante de algunos de esos bellos templos y dejar pasar esas horas de luz tenue viendo como las sombras se alargan y se acortan en el horizonte. También se ha de decir que las decenas de globos que tiene permiso para pasear a esas horas a los turistas por encima de los templos (casi 50 llega a contar en un momento) acabará planteando similares problemas que las malas restauraciones.

No obstante, dicho lo dicho, sin dudarlo, Bagan es uno de los lugares con más misterio, cultura y belleza de cuantos he visitado en el mundo. Os he dejado más fotos en este enlace y si queréis acompañarnos en nuestra próxima escapada, tenéis toda la información en esteenlace.

2 comentarios:

  1. Muy interesante el artículo. Lástima que por una cosa u otra vayan desapareciendo algunas de estas maravillas. El vídeo de la barca en el lago es una maravilla. Yo diría que es pura poesía.
    Quería comentarte una tontería respecto al Ecce Homo. Es de Borja, no de Soria.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues se me habran cabreado los de Soria jajajajaj, tanto viajar uno pierde el tempo..., corregido queda

      el turismo de masas lo condiciona todo y en estos países necesitan ingresos y se crece desmesuradamente, Myanmar además tiene el tema militar, lo condiciona todo incluso ahora que estan en democracia vigilada, pero la ONU debería tener más poder.

      besos pilaruca

      Eliminar