Páginas vistas en total

miércoles, 14 de octubre de 2015

POLONIA(V): LLEGA EL OTOÑO AL PARQUE NACIONAL PIENINY

Es sin duda el  más pequeño de los parques polacos, pero no por ello deja de ser uno de los más bellos a la caída del otoño. Una pequeña cadena montañosa de escasos 23 kms2, protegido para salvaguardar sus costumbres de pastoreo y tala de árboles pero también para descubrir entornos montañosos increíbles.

Se atisva la primera nevada cuando nuestro raider, Henry, mueve su barca de madera río abajo. Esa es la costumbre, unos vienen a caminar y otros a navegar el viejo río Dunajec que hace de frontera entre Polonia y Eslovaquia. Henry saluda a los transeúntes y ciclistas que transitan a ambos lados de la frontera, aquí la gente de la montaña se conoce toda y no importa la nacionalidad, solo la vecindad en un territorio durante mucho tiempo hostil.

Hemos elegido el río, dos horas largas de travesía porque ya ha llegado el otoño y los arces, serbales y robles comienzan a decorar de ocres el lugar. En cada meandro nos sorprende un color de la paleta de ocres y un instante para la fotografía. El verde, el rojo, el amarillo se enfrentan a las blancas y calizas paredes de las montañas que acantonan al Dunajec. Un recorrido de cerca de 15 kilómetros que no deja indiferente y el que además tendremos la oportunidad de ver algunas aves residentes como mirlos de agua, garzas reales, gaviotas del caspio, lavanderas cascadeñas, con suerte el treparriscos y algunas que ya enfilan el largo camino de la migración como milanos, golondrinas y algún que otro cernicalo.

Os dejo más fotos en este enlace de este maravilloso paseo de otoño.

No hay comentarios:

Publicar un comentario